Encuentra lectores para tu libro

Consigue que una editorial lo publique

Publica tu libro

Desiree_matas: "Nunca he pensado en la edición independiente cómo una vía desesperada para editar cuando todo lo demás ha fracasado"

Désirée Matas: “Nunca he pensado en la edición indie cómo vía desesperada para editar”

Enemiga acérrima de la piratería Désirée Matas (Avilés, 1977) saltó a la fama en 2012 cuando su primer libro “El tercer estado” conquistó a los lectores de Amazon colocándola entre los más leídos. Desde entonces y hasta ahora esta ingeniera, escritora y mamá 2.0, como ella misma se define en su perfil de twitter -@desmaker- , le resta horas a la noche para seguir siendo un referente español en la autoedición y una inspiración para los escritores independientes.

 

El tercer estadoNo me siento “enemiga acérrima” de nada ni nadie. Por supuesto, no puede uno estar a favor de algo que en general no tiene justificación, aunque sí creo que a la industria en general le falta un ajuste de precios (que debería ir de la mano de un ajuste del IVA del libro electrónico) y una nueva estrategia. Por supuesto, cuando ves que también se piratean los libros que cuestan 1 o 2€ te das cuenta de que el problema de fondo es cultural (o más bien, educacional).

Como lectora voraz y descubridora de nuevos talentos –lo que queda patente en tu canal de Youtube– ¿Qué opinas sobre el fenómeno  “50 sombras de Grey” y el hecho de que este tipo de obras copen escaparates de librerías?

No tengo ningún problema con la novela romántica, un género bastante menospreciado en el que se pueden encontrar obras de muy buena calidad (y otras de no tan buena). Creo que el marketing exagerado que se le dio a “50 sombras” consiguió quitarle el sambenito de “novela rosa” y por eso muchos lectores que repudian el género se acercaron a ella por curiosidad. El marketing es así. Lamentablemente, obras estupendas quedarán en el olvido y otras llegarán a venderse hasta en el supermercado, solo por cuestiones de negocio.

En casos como el de “El marciano” ¿El cine es un flaco favor o actúa de lanzadera?

En mi caso fue la lanzadera. No habría encontrado el libro si no hubiera visto primero el tráiler en el cine. Cuando descubrí el libro (con la misma imagen de portada que la cartelera de la película) ya tenía muy claro que quería leerlo antes de sentarme ante la pantalla. Uno de mis libros favoritos, Dune de Frank Herbert, fue para mí primero una película y después un videojuego. Y fue gracias al videojuego que descubrí que existían los libros. Creo que se pueden dar sinergias interesantes entre diferentes medios y que cada medio puede aportar cosas diferentes a una misma historia. Lo que es imposible es la adaptación perfecta. Imposible e innecesario.

 

¿Te identificas con la etiqueta de “generación Kindle” que le han colgado a los ebooks de Amazon que llegan a los sellos editoriales?

Es una etiqueta un poco anticuada. En el 2012 sí me identificaba con ella. Ahora creo que el tema de la edición independiente se ha normalizado tanto que ya no se puede destacar en ello de la misma manera. En aquel momento éramos pioneros. Ahora somos uno de tantos.

 

Tu perfil técnico te ayudó a la hora de autoeditar “El tercer estado” ¿Es posible autopublicar sin dominar los aspectos técnicos?

Mi perfil técnico me ayudó porque de entrada nunca le he tenido miedo a los ordenadores ni a las redes. Aun así tuve que aprender a maquetar. Por supuesto, se puede autopublicar sin ser ingeniero, faltaría más. Simplemente habrá que dedicar un poco más de tiempo a la parte técnica del proceso.

 

La edición independiente se ha normalizado tanto que ya no se puede destacar en ello de la misma manera

 

 ¿Aconsejarías a los autores autoeditados crear webs de su obra?

Sin duda. La presencia en redes sociales (incluyendo blogs) es fundamental. Y el blog es una plataforma cómoda desde la que presentar la obra. También se puede usar Facebook o Youtube, eso ya depende de la creatividad de cada uno. Pero sin escaparate, es difícil que la gente te encuentre.

 

La buena opinión de los que conocen tu obra ha quedado patente ¿La has notado a la hora de llegar a más lectores? ¿Cómo interactúas con ellos?

La verdad es que no he notado ninguna influencia en el tema de los comentarios (ni de los positivos ni de los negativos). Hay mucha gente que te manda sus opiniones a través de twitter o facebook y no deja constancia de su opinión en Amazon. Con este tipo de lectores es más fácil mantener una conversación. Y son una motivación muy fuerte para continuar en esto de la escritura. Además, las críticas constructivas (aunque sean un tirón de orejas) siempre ayudan a mejorar.

 

Estás inmersa en tu segundo libro ¿Apuestas por el papel o permanecerás como “indie digital”?

Nunca me planteé buscar editorial para publicar “El tercer estado”, y con la nueva trilogía voy a continuar con la misma filosofía. En realidad, me siento cómoda siendo indie, aunque no descarto en absoluto trabajar con una editorial de cara a futuros proyectos (fuera ya de la saga de los controladores). Eso sí, esta vez no me limitaré sólo a lo digital. De hecho mi idea es lanzar el primer libro al mismo tiempo en papel y en ebook. Mi único problema con el papel es que ya no me queda espacio en las estanterías 🙂

Tus creaciones están a medio camino entre la historia y la fantasía  ¿Qué o quiénes son tus referentes? ¿Hay algún poso de Javier Sierra en tu obra?

La verdad es que no he leído a Javier Sierra. Mi principal referente en esto es Orson Scott Card, con su saga de AlvinMaker. Por supuesto, muchos escritores han influido en mi forma de escribir, pero cuando pienso en una influencia clara, Card es el primero que me viene a la mente.

 

El éxito de tu paisano Jon Bilbao –Bajo el influjo del cometa- demuestra que la  publicación tradicional  y de éxito aún es posible para los nuevos talentos.

Sí, por supuesto que es posible. Nunca he pensado en la edición independiente cómo una vía desesperada para editar cuando todo lo demás ha fracasado. Simplemente es otra vía, con sus pros y sus contras. Como ventajas, que tienes una gran libertad y que todo el proceso está en tus manos, para bien y para mal. Como desventaja, cualquier servicio adicional (corrección, edición, maquetación, marketing) sale de tu tiempo o de tu bolsillo. Aunque, hay que decirlo, no todas las editoriales ofrecen estos servicios al escritor que no es best-seller simplemente por publicar con ellos.

 

¿Cuándo podremos leer tu próximo libro?

Si todo sale bien, en diciembre.

Email this to someoneShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrTweet about this on Twitter

1 comment