Encuentra lectores para tu libro

Consigue que una editorial lo publique

Publica tu libro

poeta de Entreescritores_publicado por Ediciones Mandala

José Manuel Vivas, autor de “De puertas adentro” y “Vida de sapos”

Nuestros autores repiten experiencia, y es que ya son varios los que autopublican más de una obra en nuestra plataforma de crowdsourcing. Por eso y porque “De puertas adentro” se mantiene como uno de los más leídos del ranking hablamos con José Manuel Vivas.

Premiado y con varios poemarios publicados a su espalda ha “tocado” el género del relato a través de su última novedad, “Vida de sapos

Dos son tus obras  auto publicadas con EntreEscritores y has “saltado” de la poesía al relato

Si. Aunque mi mundo es poético en lo esencial, también me gusta, de vez en cuando, contar historias, relatos cortos y que intenten decir siempre algo. Por ello, tras publicar en entreescritores.com el poemario y gustarme la experiencia, mi atrevimiento subió unos escalones y he osado publicar también este recopilatorio de cuentos en un intento de sopesar la opinión de los lectores.

 

¿Por qué éstos géneros?

Como yo he dicho son mis dos facetas actuales. Podría haber publicado otro poemario, pues tengo alguno más en el cajón de las esperas… pero me apetecía conocer las opiniones sobre mis relatos de los lectores que, visto lo visto, suelen ser bastante acertadas.

 

¿Te identificas con el término “escritor” o con el de “poeta”?

Yo, básicamente escribo poesía (lo de poeta me parece un calificativo sólo al alcance de los más grandes), pero me gusta escribir un poco de todo… cuantos, artículos, opiniones (algún día llegará una novela, eso espero). Así que, si escritor es un término global para los que escribimos, dejémoslo en aprendiz de escritor…

Has recibido varios premios ¿Qué dirías que aprendiste de ésas experiencias?

Recibir un premio es siempre un alivio (más que una alegría, que también lo es). Reconforta comprobar que tu trabajo y esfuerzo se ve recompensados de alguna manera, y que, al menos, no lo estás haciendo tan mal… Así que aprendes a mantener tu estilo, tu forma de escribir y seguir disfrutando con ello.

 

He osado publicar también este recopilatorio de cuentos en un intento de sopesar la opinión de los lectores

 

En “De puertas adentro” exploras la personalidad humana y realizas una interesante metáfora entre el hombre y una casa ¿Por qué una casa?

Estamos muy apegados a las casas, incluso las decoramos a nuestro gusto, le damos parte de nuestra personalidad y tendemos a sentirnos seguros y confortables en ellas. Y por eso mismo, a veces, nos da miedo salir a la calle, como también tememos abrirnos a los demás. Es un complejo juego de intimidades. Hay dos mundos paralelos; así como hay personas que necesitan salir fuera, que se ahogan dentro, otras, sin embargo, se ocultan en su interior como lo hacen en sus casas, para sentirse protegidas.

 

¿Qué se necesita para ser un buen lector de poesía?

Uf, eso es muy complicado. Todo depende de los gustos y la educación literaria recibida. Lo normal es leer mucho a los clásicos, pero los clásicos de todos los tiempos, y más aún a los contemporáneos. Afortunadamente en España y latino América tenemos grandes poetas, y en fácil encontrar algún autor que nos convenza… Lo demás es relativo y está influenciado por la idiosincrasia personal. Cada persona es un mundo, una casa con sus esquinas, sus puertas y sus ventanas… y no todas miran al mismo sitio. Pero básicamente, yo recomiendo mucha, mucha lectura poética de calidad contractada.

 

Una de los  temas predominantes entre los comentarios de tu poemario es el de la extensión de los versos, “versos largos que acaban pareciendo prosa” ¿Cuál dirías que es el motivo?

Pienso que la visión gráfica del poema (que no deja de ser también un aspecto de interés) condiciona su lectura, y que hay temas que necesitan una cierta extensión, incluso de una postura prosística que matice y dibuje su lugar en el papel. Tiene su sentido, aunque no siempre se logra… los grandes saben hacerlo muy bien.

¿Alargarnos…? Confieso que me suele pasar. Cuando quieres decir tantas cosas en tan pocas palabras, te traiciona el subconsciente, y cuando quieres darte cuenta has escrito varias páginas y has pretendido explicarlo todo. Por eso es bueno repasar lo que se escribe, y si dejamos un tiempo de maceración, mejor. Así y con ello, algunos poemas parecen necesitar esa extensión… Depende del tema y la intensidad. De todas formas, en mi caso, los poemas que escribo, en su gran mayoría, no superan los veinticinco versos… pero habré de seguir talando

 

¿Puede la poesía tener una finalidad social por encima de la estilística?

No es que pueda, es que debe hacerlo.

La poesía ha sido siempre un ente social, comprometido. Desde el interior al exterior debe emocionar, trasladar inquietud si es necesario, que nos haga pensar, meditar sobre nuestra propia existencia y que nos revele contra las incoherencias del mundo.

Por eso no soy amigo del verso por el verso, ni de la prosa por la prosa… Creo que se debe escribir para revolver los espíritus, y eso es complicado, muy complicado… Pero si para ello debemos saltarnos las reglas y las normas… ¡¡Hagámoslo!!  La poesía te lo permite.

 

¿Cómo calificarías tu obra?

Eso lo dejo a los lectores. Me han dicho de todo (Gongorina, intimista, panfletaria, conceptual… y hasta mala poesía) y lo acepto todo (bueno, lo de mala me cuesta un poco más). Lo cierto es que se escribe influenciado siempre, por el entorno, por los gustos y las lecturas de otros poetas. Ya está casi todo inventado, y casi todo dicho. Yo intento escribir como me gusta, contar lo que quiero contar y construir el poema de la forma que a mí me apetece… ¿calificarla…? Mejor que lo digan otros.

 

¿Qué es lo mejor que has encontrado en la plataforma?

Llegué a entreescritores.com gracias a la invitación (y recomendación) de otras de vuestras escritoras (Alena Collar), y debo agradecérselo porque he topado con una plataforma muy viva, abierta y original. Lo mejor es poder publicar de una manera sencilla y práctica, que te lean personas que les gusta la literatura y que aportan sus opiniones y valoraciones… y eso es lo más importante. Y además conoces a otros escritores y se crean vínculos de amistad. Se aprende mucho si uno está dispuesto a hacerlo.

 

Para escribir se necesita…

… ¿papel y bolígrafo?… (Es una broma). Lo importante es querer, sentir la necesidad de contar cosas, de expresar emociones, de poner en palabras tus sentimientos, tus pasiones, tus desengaños (que no hace falta que sean de amor, claro)… y sobre todo, como elemento esencial, hay que estar dispuesto para aprender, a no dejar de hacerlo nunca. Y sí, hay que leer, leer mucho, leer siempre.

 

2 1

Email this to someoneShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrTweet about this on Twitter

2 comments

  • Alena Collar

    Me encanta la frase “escribir para revolver los espíritus”. En cuanto a las reflexiones sobre pulir, macerar…de acuerdo, de acuerdo, requetedeacuerdo. ¡Ojala tengas mucha suerte!. Por cierto, gracias por citarme, un detalle de tu generosidad habitual.

    • José Manuel Vivas

      Alena, gracias a ti, por descubrirme este rincón y esta oportunidad. Igualmente por tu disposición a escucharnos (y soportar estoicamente) nuestras divagaciones. No puedo leer tu comentario del todo porque lo tapa el botón de responder, pero creo que son buenos deseos. Un abrazo.