Encuentra lectores para tu libro

Consigue que una editorial lo publique

Publica tu libro

José Ramón Pérez, autor de “AKA” y “Dios en una estrella fugaz”

Un autor contemporáneo con recursos, un gallego que imprime en sus novelas los cómos y porqués del ser humano. José Ramón Pérez ha sabido calar entre los lectores con un estilo único que suscita todo tipo de emociones y no admite etiquetas.

JRPDe AKA a Dios en una estrella fugaz, del humor a lo que tus lectores han valorado como  tesis ¿Existe alguna relación entre ambas?

Creo que no mucha, aparte de que están escritas por el mismo autor. “AKA” es una novela sobre la relación que los seres humanos tenemos entre nosotros y con el mundo, es un retrato humorístico de la realidad que estamos construyendo. “Dios en una estrella fugaz”, en cambio, intenta retratar la relación que las personas tienen con su propia vida, la búsqueda de sentido a la propia existencia.

¿Qué destacarías de la literatura que se está produciendo en los últimos tiempos en España?

Creo que cada vez es más difícil encontrar obras interesantes, aunque estoy seguro de que las hay. Las editoriales “tradicionales” siguen las reglas habituales en una empresa, es decir, ofrecen al público lo que el público demanda. Y el público (el “gran público”) no suele demandar obras diferentes, que requieran un cierto esfuerzo o que planteen preguntas difíciles. El resultado es que cada vez se publican más novelas que, en realidad, son la misma. La única diferencia es el nombre del autor, y por eso se acude siempre a nombres famosos.

En cuanto a las editoriales “nuevas” o los nuevos modos de publicación, es difícil enterarse incluso de que existen. Internet ofrece tantas alternativas que el problema está en conseguir que la gente se entere de que “estás ahí”.

En resumen, tal vez haya obras interesantes en la literatura actual española pero a mí me cuesta cada vez más encontrarlas. No lo hago deliberadamente, pero cada vez me encuentro más leyendo novelas de autores extranjeros (escandinavos, centroeuropeos, japoneses…).

 

¿Existe un matiz filosófico en tus creaciones?

Creo que toda la buena literatura contiene un “matiz filosófico” (o más que un matiz). Y como yo aspiro a hacer buena literatura, intento que mis obras también contengan esa reflexión que va más allá de simplemente contar una historia emocionante o divertida.

 

¿Son reflejos de la sociedad?

No me interesa mucho la sociedad o los temas de actualidad en la literatura, ni como escritor ni como lector. Soy de los que, tal vez ingenuamente, creen que la literatura es sobre todo un arte y no una herramienta de denuncia social. Como lector no busco obras que me hablen de lo transitorio, de lo actual, (para eso prefiero los periódicos o las webs de noticias y análisis), y como escritor intento también tratar temas más “permanentes”.

 

“La estupidez humana vista en desarrollo hacia el futuro…” Así opinaba uno de los lectores de AKA

Pues creo que es un buen resumen de lo que pretende reflejar la obra. Einstein dijo que sólo hay dos cosas infinitas: el universo y la estupidez humana. Un siglo después, creo que podemos afirmar que la Humanidad ha conseguido demostrar su teoría en ambos terrenos.

 

¿Cómo has abordado el género del humor?

¡Con muchas dificultades! Es muy difícil escribir una comedia, mucho más que escribir un drama. Porque no todos los días te apetece reírte ni hacer humor. Cuando escribes un drama siempre puedes “ponerte serio” un rato cada día y hacer que la obra avance, pero cuando estás con una comedia y tienes un día torcido (o una semana… o un mes) es muy difícil mantener el ritmo y apartar cada día durante unas horas todo lo malo que te puede haber pasado y obligarte a escribir o corregir con una sonrisa en la cabeza.

 

Tus lectores han llegado a compararte con Eduardo Mendoza…

Es un honor, y no lo digo como una frase hecha. Un Honor, con mayúscula. Uno de los mejores escritores españoles del siglo pasado, y espero que durante muchos años también de este. Un genio. Un maestro de la comedia y del drama, una mente extraordinariamente lúcida con una pluma que derrocha oficio y recursos. Ya me gustaría a mí tener el talento de su dedo meñique.

 

Cada vez se publican más novelas que, en realidad, son la misma. La única diferencia es el nombre del autor, y por eso se acude siempre a nombres famosos

 

¿Qué rasgo dirías que es inevitable en tu estilo narrativo?

La búsqueda de la belleza. Yo escribo fundamentalmente para, al menos durante unas horas, poder meterme cada día en un universo con menos dolor, con menos miseria, con más luz. Incluso cuando escribo sobre temas crueles o dolorosos, intento buscar la belleza en ellos. Necesito la belleza, y como el “mundo real” no siempre nos la ofrece, intento construir mundos alternativos donde incluso lo trágico contenga cierta forma de belleza.

 

¿Por qué autopublicar?

Porque mi experiencia con las editoriales “convencionales” fue muy decepcionante. Publiqué mi primera novela con Ellago Ediciones, y el trato fue excelente tanto hacia mi obra como hacia mí. Pero el sector editorial, al menos en España, me pareció un esperpento. Sobrevivir con una editorial pequeña es una heroicidad porque todo el sistema está montado por y para los grandes jugadores. Las grandes editoriales, las distribuidoras y las grandes cadenas lo controlan todo. Como decía antes, yo quiero seguir pensando que la literatura es un arte. No me veía metido en un sistema que se parece más al mercado de las telecomunicaciones o a un Carrefour.

 

¿Qué te ha aportado EntreEscritores?

El contacto con otras personas que también ven en la literatura algo más que un simple pasatiempo, que tienen un bagaje literario importante y que pueden aportar un punto de vista más “profundo” que ese gran público al que me refería antes. Creo que, precisamente porque no somos una mayoría (y mucho menos ruidosa), es fundamental que encontremos espacios donde poder compartir nuestras cosas aunque sea susurrando.

 

Portada

Portada

Email this to someoneShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrTweet about this on Twitter

3 comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *